miércoles, 13 de agosto de 2014

El Banco Mundial

En mi campaña de Mötor Mäiden, de la que ya hablé contándoos de qué iba FAB D6, me encuentro con un problema un poco peliagudo: el dinero es un constructo del juego como los puntos del destino o los atributos, por lo que es importante que pueda medirse de forma objetiva y constante. Pero en la vida real eso no es así, siempre ha habido toda clase de monedas con distinto valor, a veces con más o menos valor del que deberían y podría ser un suplicio tener que diseñar distintos sistemas monetarios y sus valores de conversión por el bien de la verosimilitud.

Así que decidí pasar de la verosimilitud a lo grande.

En todo el mundo civilizado solo existe una moneda, la gina, que es acuñada por el Banco Mundial, una institución que mide con exactitud la riqueza total del mundo (con estudios continuos y poderosa magia adivinatoria) y emite moneda en consecuencia.

Su sede principal es una isla-monasterio-fortaleza inexpugnable hasta arriba de metales preciosos, aunque obviamente tienen sucursales menores por todo el mundo (incluso en lugares insospechados) donde hacen lo que más o menos esperas que haga un banco.

Pero no se andan con chiquitas. Si tienes un contrato con ellos y no puedes cumplir tu parte, lo más probable es que seas bombardeado mediante wyrms.

Fuente. Comprad el libro, es la leche.
Así mismo el Banco Mundial considera que un estado que acuñe su propia moneda está incurriendo en un delito de falsificación y, como tal, no dudará en ir a la guerra contra él, tanto militar (no olvidemos que cuenta con poderosas armas de destrucción masiva) como económicamente, y esto no es algo que muchos países quieran afrontar.

De modo que todo el mundo traga.

Sus miembros se consideran legitimados para hacer esto como herederos directos de la Gran Tesorería del Imperio Atlante (que lleva mil años desaparecido en el Hemisferio sin estrellas), que en su día también controlaba el flujo monetario de todo el planeta.

Pero en realidad el Banco Mundial es en buena medida una institución religiosa. Sus miembros se consideran miembros de una hermandad dedicada a la adoración y servicio de Nagisha Sārivarna. Además, su hábito incluye sombreros geniales.

Pero, volvinedo a Nagisha Sārivarna, se trata de una de las pocas deidades menores que velaban por Atlantis y sobrevivió al cataclismo que creó el Hemisferio sin estrellas. Su ámbito de influencia es el económico y como tal siente la pulsión de imponer orden con cualquier medio que sea necesario. Cree en la justicia absoluta y en que está trabajando para el bien común. Por eso se esfuerza en avisar constantemente de las posibles consecuencias y castigos que derivarían de pasarse un milímetro de la línea que separa para ella la injusticia de la injusticia. Y de aplicar dichos castigos cuando no hay más remedio...

Para dar ejemplo, los billetes están decorados con grabados que representan las ejecuciones de criminales famosos. Cuanto más graves fueran sus tropelías, mayor será el valor del billete que decore. Entre los piratas es frecuente el sueño de desbancar a alguno de los miembros de este "pabellón de la fama" y ocupar su lugar algún día.

Gracias por leerme. Valmar Cerenor!

Fuente.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Una limosna para la cruzada:

Entradas relacionadas...

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...