martes, 23 de febrero de 2016

16 razones por las que no es posible interpretar bien este texto

Fuente
Últimamente estoy pensando bastante sobre la transmisión de los textos. Es decir, hasta hace no mucho, conseguir que un texto se publicara bien era una odisea, había muchos errores en el proceso de impresión (no digamos ya un códice donde ponías a un señor a copiarlo a mano letra a letra) y a menudo producían muchas variantes. Es como el juego del teléfono, donde decía "digo" ahora dice "Tsathoggua".

En juegos como la Llamada de Cthulhu que tratan tanto con fuentes de información, debería ser posible encontrar estas variantes. Versiones imperfectas de los libros que pueden dar lugar a errores fatales o que simplemente dan un poco de dificultad a las tiradas para entender lo que haya que entender en ellos.

Para eso he hecho esta tabla aleatoria con distintas razones por las que el texto puede estar mal y pueden dar pie a más aventura si los investigadores indagan hasta encontrar la razón.

Si no tienes claro si un libro debería tener o no algún problema, tira 1d5000: si el resultado es menor que la antigüedad del texto, tiene algún problema. ¡Buena suerte!

1. El copista no entendía una palabra y puso la que mejor le parecía o, si es un impreso, el tipo que lee el manuscrito en voz alta a los tipos que colocan las letras en las cajas ha pronunciado mal o los otros tipos no han oído bien. Esto puede hasta crear palabras fantasma que son erratas que parecen legítimas.
2. El editor ha alterado el texto para que algo le entre en la caja (como usando acortamientos o palabras mal escritas) o no usa párrafos o hace cualquier otra cosa para ahorrar.
3. El autor ha cambiado cosas a posteriori por razone de censura.
4. El editor ha cambiado el texto para que venda mejor, por ejemplo, mezclando textos, añadiendo elementos de autoría dudosa o eliminando partes para hacerlo más corto.
5. Se imprimió sin permiso del autor (o sin que fuera supervisado por él) y contiene divergencias y corrupciones graves.
6. Fue censurado o modificado sin autorización del autor.
7. El propio autor lo modificó por razones económicas como que no se pudiera imprimir por ser demasiado largo o que sus contenidos pudieran no ser populares.
8. Es una edición temprana y, en una posterior, el autor corrige errores o cambia cosas.
9. Solo se tienen referncias indirectas de otras obras que citan esta o ha llegado incompleta, pero aun así un erudito las ha reunido todas y rellenado los huecos con cosas de su propia cosecha.
10. Los manuscritos son difíciles de acceder y una buena interpretación requiere su cotejo.
11. La obra es terriblemente extensa.
12. Es solo una antología, no la obra u obras completas.
13. El autor repudió partes de su obra y las últimas ediciones están muy modificadas con respecto a su idea original.
14. Es una transcripción de un texto antiguo que deja de lado detalles importantes como mayúsculas, acrósticos, pequeñas imágenes...
15. Una edición moderna establece párrafos y cambia la puntuación de la obra, cambiando gravemente su sentido.
16. El texto solo se ha mediante copias manuales o de forma mayormente oral, produciendo incontables errores y divergencias.

PD: Si os interesa esta entrada, seguramente también os gustará mi Miscelánea de libros raros, curiosos y mágicos, que es básicamente un cajón de sastre para ideas roleras relacionadas con libros. Algún día dirigiré una campaña así... Algún día...

Gracias por leerme. Valmar Cerenor!

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Una limosna para la cruzada:

Entradas relacionadas...

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...